Mapas de la transformación ambiental del territorio

Mapas de las transformaciones ambientales del territorio

  • Degradación de suelos por erosión
  • Conflictos del uso del suelo
  • Frontera agrícola y vocación y uso del suelo
  • Riesgo al cambio climático
  • Agua: riesgos y amenazas

Ilustración 1. Zonificación de los Suelos por Grado de Erosión en el Cesar. Fuente: IDEAM & UDCA. 2015

Ilustración 2. Zonificación de los Suelos por Grado de Erosión en el Cesar. Fuente: Corpocesar. 2017

Mapas de la transformación ambiental del territorio

La degradación de suelos por erosión es una de las principales afectaciones en el Cesar. Según Corpocesar (2018), el 81,92% del departamento presenta algún grado de erosión. de los cuales, el 25,92% tiene erosión ligera, 43,96% erosión moderada y 11,77% erosión severa. Municipios de El Paso, Bosconia, Sur de Valledupar, San Diego y la Paz que han alcanzado a tener zonas con degradación muy severa. En consecuencia, en esas zonas donde se identifica erosión severa y moderada hay una alteración de las funciones bióticas originales.
Municipios como El Copey y El Paso presentan pérdidas de suelo de hasta el 75% en su espesor.

Ilustración 3. Conflicto de Uso del Suelo departamento del Cesar. Fuente: IGAC, 2015

Ilustración 4. Conflicto de Uso del Suelo departamento del Cesar. Fuente: UPRA (2017b)

Ilustración 5. Conflicto de Uso del Suelo departamento del Cesar. Corpocesar tomado de IGAC. 2019

Conflictos del uso del suelo

El departamento del Cesar presenta de manera histórica conflictos de uso del suelo que se analizan a través de tres variables clave: el uso adecuado, la subutilización y sobreutilización, como se puede observar en los mapas de los años 2015, 2017 y 2019. según Corpocesar (2019), solamente el 35% de las tierras del departamento son aprovechadas de manera adecuada, es decir, hay un uso pertinente de la tierra con relación a su vocación. La subutilización de zonas con vocación agrícola (desaprovechamiento de la tierra con relación a su vocación) llega al 31%. Además, el 33% de la tierra está sobreutilizada.
Con relación a esos conflictos, Corpocesar (2019) destaca que hay zonas donde se presentan con más fuerza, como son los terrenos con cultivos de palma de aceite, arroz y algodón, ya que estos “superan la capacidad productiva real de los suelos, afectando los ecosistemas estratégicos y generando procesos de degradación del recurso por sobreutilización”.
En la ecorregión de la Serranía del Perijá y el Valle del Río Cesar destacan los conflictos ambientales por intervención de bosques sucesionales, pérdida de biodiversidad, contaminación, uso de tecnologías inapropiadas, sobre pastoreo y erosiones en zonas de alta importancia hidrológica. Para la ecorregión de la Ciénaga de Zapatosa destacan conflictos ambientales por contaminación, sedimentación y pérdida de biodiversidad en ciénagas y pantanos.

Ilustración 6. Frontera Agrícola del departamento del Cesar. Fuente: Corpocesar tomado del IGAC. 2019

Ilustración 7. Mapa de Distribución de Vocación del Suelo vs Uso Real del Suelo. UPRA 2016

Tabla 1. Distribución de Aptitud y Uso Real del Suelo en el departamento del Cesar. UPRA, 2017b

Frontera agrícola y vocación y uso del suelo

La frontera agrícola se define como “el límite del suelo rural que separa las áreas donde las actividades agropecuarias están permitidas, de las áreas protegidas, las de especial importancia ecológica, y las demás áreas en las que las actividades agropecuarias están excluidas por mandato de la ley o el reglamento” (UPRA, MADS, 2017).

Según análisis recientes la frontera agrícola del departamento del Cesar viene en aumento. La frontera agrícola ha aumentado del 60% al 66% entre el 2017 y 2019 (Corpocesar y UPRA, 2019).

Además, un aspecto preocupante es la distribución del uso del suelo en el Cesar. De acuerdo con el Plan Integral de Gestión de Cambio Climático Territorial del Cesar 2032 (2016), la llegada de la agroindustria, los monocultivos y las prácticas de ganadería extensiva generaron presiones sobre ecosistemas estratégicos, erosión y modificación de las formas de vida en los suelos del departamento.

Según la UPRA (2017), se usa una proporción de suelo muy extensa para ganadería cuando los suelos no tienen esa vocación, y una proporción de 22% del territorio para agricultura, cuando se podría expandir hasta un 27%, ojalá con opciones más sostenibles.

Los suelos aptos para ganadería son del 10% pero su uso real llega hasta el 47%, es decir, hay una sobreutilización de la actividad ganadera en los suelos del departamento. Adicional a eso, hay una distribución de la cobertura de la tierra que generan conflictos con su vocación real, donde incluso hay zonas con actividades productivas en territorios que deberían ser dedicados a conservación, como la Serranía del Perijá y la Sierra Nevada de Santa Marta.

Según el Plan Integral de Desarrollo Agropecuario y Rural con Enfoque Territorial -PIDARET- del Departamento del Cesar (2019), donde hay aproximadamente 1.062.415 hectáreas en pastoreo, solamente 218.926 tienen aptitud para la ganadería. Es decir que, del área actual usada para la ganadería, solamente 21% tiene aptitud para realizar esta actividad. La actividad ganadera que predomina es la extensiva y de doble propósito (ADR, 2019).

Según la Secretaría Departamental de Agricultura y Desarrollo Empresarial del Cesar (2020) el 56% de la participación del sector agropecuario en el PIB departamental proviene de la ganadería, seguido por los cultivos permanentes con un 31% y los cultivos transitorios con un 13%. Del aporte del sector de cultivos permanentes al PIB departamental, la palma de aceite representa el 56.8% seguido de la yuca con 12.7% y el plátano con 5,20%.
Se evidencia en el mapa de distribución de suelos agrícolas y áreas en agricultura que hay 607.567 hectáreas para esta actividad. Entre los cultivos que aportan más hectáreas sembradas, están la palma de aceite (58%) seguido del café (29%) y caña panelera (19%).

Ilustración 8. Mapa de Distribución de Suelos con Vocación Ganadera y Áreas Reales de Pastoreo en el departamento del Cesar. UPRA, 2017b

Ilustración 8. Mapa de Distribución de Suelos con Vocación Ganadera y Áreas Reales de Pastoreo en el departamento del Cesar. UPRA, 2017b

Ilustración 10. Vocación del Uso del Suelo departamento del Cesar. Corpocesar tomado de IGAC. 2019

Ilustración 12. Amenaza por Cambio Climático en el departamento del Cesar. Fuente IDEAM, 2017

Riesgo al cambio climático

Según la Agencia de Desarrollo Rural (2019), trece municipios del departamento presentan riesgo medio por cambio climático. Los tres primeros en la clasificación departamental corresponden a San Alberto, Chiriguaná y La Gloria. No obstante, se debe tener en cuenta que son 13 los municipios del departamento que están en riesgo medio por cambio climático. Además, preocupa el potencial desabastecimiento de recurso hídrico en el Cesar como un problema crítico frente al cambio climático.

De acuerdo con el Plan Integral de Gestión de Cambio Climático Territorial del Cesar 2032 (2016), “se pronostica que en el período 2011-2040 habrá un aumento de la temperatura promedio de hasta 1,2 °C y una reducción en la precipitación de hasta un 40%, en comparación con los registros medios del período de referencia, 1976 – 2005. Estos escenarios también incluyen una proyección para el fin de siglo (2071 – 2100), lapso para el que se estima que la temperatura media se podría incrementar hasta en 2,5 °C”.

Como menciona el Plan de Acción y Lucha Contra la Desertificación y Sequía en el Departamento del Cesar (2018), según el IDEAM (2016), el índice de disponibilidad hídrica para el año 2040 en el Departamento, representa una amenaza de alta a muy alta para 9 de los 25 municipios (Valledupar, Agustín Codazzi, Bosconia, El Copey, Gamarra, La Gloria, La Jagua, Manaure y La Paz) (IDEAM, 2016).

Ilustración 13. Fuente: Mapa de Uso del Agua del departamento del Cesar. Consultoría UT CAEM-E3 2016, a partir de Geodatabase IGAC 2014

Agua: riesgos y amenazas

El abastecimiento del recurso hídrico en el Departamento es hoy de manera indudable, uno de los aspectos más críticos del cambio climático, tanto para abastecimiento humano, como para el desarrollo productivo. Se destacan sectores productivos importantes para el PIB departamental, tales como minas y canteras (41 % del PIB), servicios (14 %) y agricultura y ganadería (10%). La disponibilidad hídrica es crítica, las cuencas del Departamento presentan un índice de escasez promedio del 57 %. Según el análisis de vulnerabilidad, hay tres indicadores se encuentran en nivel de sensibilidad alto: el índice de agua, el índice de agua superficial y el índice de aridez. (PIGCCT, 2016)

Entre los problemas asociados al recurso hídrico, se encuentran la deforestación de áreas de ronda y zonas de recarga hídrica, inadecuado uso del suelo, sobrepastoreo, vertimientos, así como la construcción de obras de infraestructura y minería en áreas de protección. (PIGCCT, 2016). Además, El 87% de los municipios del Cesar son susceptibles a desabastecimiento de agua (IDEAM, 2018).

Con base a la información suministrada por IDEAM (2017), los temas de biodiversidad y recurso hídrico deben ser prioritarios para el departamento, puesto que en su mayoría tienen valores entre muy altos y altos de riesgo. Además, el departamento presenta una amenaza muy alta al cambio climático debido a la dimensión de recurso hídrico y biodiversidad (PIDARET CESAR, 2019)

Según el IDEAM (2016), el índice de disponibilidad hídrica para el año 2040 en el Departamento, representa una amenaza de alta a muy alta para 9 de los 25 municipios (Valledupar, Agustín Codazzi, Bosconia, El Copey, Gamarra, La Gloria, La Jagua, Manaure y La Paz). El nivel de uso del agua en el 99 % del territorio se califica entre moderado y alto, lo que significa grandes presiones por el recurso (CORPOCESAR, 2018).